Biopsia: 5 cosas que todo paciente debe saber

August 10, 2017
Aziza Nassar, MD, FCAP

La Dra. Aziza Nassar, FCAP, es profesora de Patología y directora de Citopatología en la Mayo Clinic de Jacksonville, FL.

Hay un miembro de su equipo de atención médica que cumple una función vital en su diagnóstico y atención del cáncer que es posible que nunca conozca cara a cara: el patólogo. Este es el médico que analiza la muestra de tejido que se extrajo durante la biopsia para realizar el diagnóstico correcto.

Estas son las 5 cosas que esta patóloga quiere que todo paciente sepa sobre la biopsia.

1. El tamaño de la muestra para biopsia y su ubicación importan.

Los patólogos están entrenados para evaluar muchos tipos diferentes de tejidos. Utilizan microscopios poderosos para evaluar las células dentro de cada muestra de tejido.

Algunas veces, una muestra para biopsia puede no ser suficientemente grande para ser evaluada. Otras veces, el patólogo puede darse cuenta de que la muestra no se tomó del área correcta. En estos casos, el patólogo le pedirá al médico que repita la biopsia para poder realizar un diagnóstico concluyente y preciso.

2. El tiempo necesario para obtener los resultados de la biopsia variará.

Algunas biopsias pueden realizarse en el consultorio de un médico o en una clínica ambulatoria. Esto incluye biopsias por raspado, biopsias con sacabocados, pruebas de Papanicolaou y biopsias de cuello uterino, e inclusive algunas biopsias por aspiración con aguja fina (fine needle aspiration biopsies, FNAB) para los ganglios linfáticos o tiroideos. Estos procedimientos suelen ser bastante rápidos y pueden tardar de 15 a 30 minutos en realizarse, según la parte del cuerpo donde se haga la biopsia.

En general, la muestra para biopsia se guarda luego en un tipo especial de conservante y se envía al laboratorio de patología para ser procesada. El procesamiento del tejido tiene varios pasos, pero comienza con asegurarse de que se realizó la prueba correcta en el paciente correcto. Según el tipo de evaluación necesaria, los pasos siguientes pueden tardar unas pocas horas o varios días.

Si su patólogo sospecha que se trata de ciertos tipos de cáncer, como el linfoma, es posible que necesite realizar pruebas adicionales para determinar el subtipo. Este proceso tarda de 24 a 96 horas adicionales, según la complejidad del cáncer.

Puede ser agónico esperar los resultados de una biopsia. Pero puede estar seguro de que el patólogo está utilizando su experiencia especializada para asegurarse de que usted obtenga un diagnóstico preciso.

3. Los patólogos se aseguran de que el tejido de la biopsia se use de manera eficaz para determinar un diagnóstico preciso.

Los patólogos son los cuidadores de las muestras de tejido y deben ejercer un buen juicio al usarlos. Las muestras nos permiten realizar un diagnóstico correcto. Pero también podemos usar las muestras para realizar pruebas adicionales, como la inmunotinción, que puede identificar dónde se inició un tumor. Esto es realmente muy valioso en el tratamiento del cáncer que se ha diseminado desde otra parte del cuerpo, denominado metástasis.

Su patólogo también se asegurará de que las muestras para biopsia se usen para identificar otros factores que afectan su tratamiento y recuperación. Estos pueden incluir cambios genéticos que podrían guiar opciones de tratamiento o predecir su probabilidad de recuperación. Por ejemplo, en el cáncer de mama, los patólogos usan la muestra de biopsia para identificar receptores de hormonas, como los receptores de estrógeno (estrogen receptor, ER) y progesterona (progesterone receptor, PR), y el receptor 2 del factor de crecimiento epidérmico humano (human epidermal growth factor receptor 2, HER2). En la medida en que identificamos características más precisas del cáncer a partir de la muestra para biopsia, podemos identificar un número cada vez mayor de pacientes que podrían beneficiarse con las nuevas terapias dirigidas, que son más eficaces.

4. Las muestras para biopsia se almacenan de manera segura para ayudar a manejar el tratamiento futuro.

Las leyes federales requieren que los laboratorios almacenen las muestras de forma segura durante un período determinado de tiempo. Por ejemplo, los portaobjetos para citología, como las pruebas de Papanicolaou, generalmente se almacenan durante al menos 5 años. Otros tipos de portaobjetos con tinciones de tejido se conservan en general durante 10 años o más. Los bloques de parafina (material en el que normalmente se procesan los tejidos) se retienen durante al menos 10 años. Es posible que en algunos estados se requieran períodos de almacenamiento aún más largos.

Al guardar el tejido para biopsia durante un tiempo largo, el patólogo puede revisar el tumor primario si el cáncer de un paciente vuelve o se disemina en el futuro. Al volver a ver la muestra, podemos averiguar si el tumor primario original ha regresado o si se trata de un cáncer nuevo. También podemos revisar las muestras nuevamente si surgen nuevos tratamientos basados en la genética de un tumor. En otros casos, y solamente si el paciente da su permiso, las muestras para biopsia pueden usarse en investigaciones para ayudar a descubrir tratamientos nuevos y terapias dirigidas.

5. Los patólogos buscan múltiples opiniones, y los pacientes también pueden hacerlo.

En general, los patólogos comparten todos los diagnósticos de cáncer con sus asociados, en especial cuando un paciente tiene un cáncer que es difícil de diagnosticar o tratar. La mayoría de los laboratorios acreditados requieren que un segundo patólogo confirme el diagnóstico para todos los cánceres.

Además, los patólogos participan en una revisión de la junta de tumores. La revisión de la junta de tumores es un enfoque para planificar el tratamiento del cáncer en el cual un equipo de médicos de diferentes especialidades (en inglés) trabaja en conjunto para llegar a una opinión.

Esta evaluación en equipo que involucra varios niveles ayuda a asegurar que el paciente reciba un diagnóstico preciso y detallado. Y dado que comprendemos el valor de obtener una segunda opinión, todos los laboratorios están dispuestos a dar a los pacientes sus muestras para biopsia si desean obtener una segunda opinión o recibir tratamiento en otro centro para el cáncer. 

Tags: