Diagnóstico reciente de cáncer de riñón: Respuestas de un experto

September 5, 2019
Brian I. Rini, MD

El Dr. Brian I. Rini es profesor de medicina en Cleveland Clinic Lerner College of Medicine de Case Western Reserve University en Cleveland, Ohio, y miembro del personal del Departamento de Oncología de Tumores Sólidos del Taussig Cancer Institute. Es el editor asociado de Cancer.Net para cánceres genitourinarios.

¿Sabía que el cáncer de riñón es el sexto tipo de cáncer más frecuente en los hombres y es el décimo tipo de cáncer más frecuente en las mujeres en los Estados Unidos?share on twitter Estos son 4 hechos importantes sobre esta enfermedad:

1. El cáncer de riñón puede no causar síntomas o solo síntomas sutiles.

Cada persona tiene 2 riñones. Estos órganos del tamaño de un puño filtran sangre para eliminar las impurezas, el exceso de minerales y sales y el excedente de agua. También producen hormonas que ayudan a controlar la presión arterial, la producción de glóbulos rojos y otras funciones corporales. Debido a que los riñones están ubicados en la parte posterior del abdomen rodeados de grasa, es posible que un tumor no cause síntomas en sus etapas iniciales. A medida que crece, los síntomas frecuentes pueden incluir dolor en el costado o sangre en la orina. A menudo, las personas con cáncer de riñón solo tienen sangre en la orina 1 vez. Es por eso que su médico de atención primaria o un urólogo, un médico que se especializa en el tratamiento de afecciones del tracto urinario, deben investigar de inmediato la causa de la sangre en su orina. La detección temprana del cáncer de riñón es clave para un tratamiento exitoso. Hay solo unos pocos factores de riesgo bien identificados para el cáncer de riñón, además de fumar, y la mayoría de las personas no tienen una forma hereditaria de la enfermedad. Por lo tanto, es fundamental prestar mucha atención a los síntomas y hacer que un profesional médico los evalúe.

2. Existen muchos enfoques diferentes para tratar el cáncer de riñón.

Hay varios tipos diferentes de cáncer de riñón y células cancerosas de riñón. Como resultado, hay muchos enfoques diferentes para el tratamiento que dependen de las circunstancias individuales de una persona. El cáncer que se encuentra solo en el riñón a menudo puede curarse con cirugía. Si el cáncer se ha diseminado más allá del riñón, la decisión de hacer una cirugía para extirpar el tumor que se encuentra en el riñón y, posiblemente, el cáncer que se ha diseminado a otras partes del cuerpo, no siempre es sencilla. Un equipo especializado de médicos oncólogos y urólogos deberá revisar el cáncer y ayudar a desarrollar un plan de tratamiento. En una pequeña cantidad de personas con cáncer de riñón avanzado, una cirugía agresiva puede eliminar toda la enfermedad. Sin embargo, el riesgo de que el cáncer regrese es alto. Esto se denomina recurrencia.

Si el cáncer de riñón está en estado avanzado, lo que significa que se ha extendido más allá del riñón, otra consideración es cuándo comenzar la terapia sistémica. La terapia sistémica es el uso de medicamentos para destruir las células cancerosas en todo el cuerpo. Algunas personas con cáncer de riñón de crecimiento lento pueden esperar para recibir terapia sistémica hasta un momento posterior. Otras personas necesitan este tipo de terapia de inmediato en función de la rapidez con la que la enfermedad está empeorando, los síntomas de la enfermedad y en qué parte del cuerpo se ha diseminado el cáncer. Un especialista en cáncer de riñón y el paciente deben tomar esta decisión juntos.

3. La inmunoterapia se está convirtiendo en el estándar de atención para el cáncer de riñón en estado avanzado.

La terapia con medicamentos dirigida a los vasos sanguíneos ha sido el tratamiento estándar para el cáncer de riñón en estado avanzado durante más de una década. Esto a menudo se denomina terapia dirigida. Los estudios demuestran que estos fármacos pueden ayudar a controlar la enfermedad, pero a menudo no la curan. Hoy en día, la inmunoterapia se está convirtiendo en el nuevo enfoque estándar basado en ensayos clínicos que muestran que tiene mayores beneficios que la terapia dirigida. La inmunoterapia funciona estimulando el sistema inmunológico para combatir el cáncer. Este enfoque puede curar a algunas personas y permitir que otras controlen su enfermedad durante muchos años. Se necesita más información de los ensayos clínicos sobre cómo se encuentran los pacientes después del tratamiento, pero durante los próximos años, es probable que la mayoría de los pacientes con cáncer de riñón en estado avanzado reciban inmunoterapia como parte de su primer plan de tratamiento. La terapia dirigida sigue siendo importante porque ahora se está combinando con la inmunoterapia, y puede ser útil si la inmunoterapia no funciona.

4. Debe sentirse cómodo con su médico y su equipo multidisciplinario.

Las maneras en las que tratamos el cáncer de riñón están cambiando rápidamente. Asegúrese de hablar con un médico que trata a muchas personas con cáncer de riñón y se mantiene al día con las últimas opciones. El cáncer de riñón se puede tratar en muchos tipos diferentes de centros médicos. Como se señaló anteriormente, esa atención a menudo involucra a diferentes tipos de médicos. Su equipo de atención médica puede incluir cirujanos, oncólogos y, a veces, oncólogos radiólogos. Esto se denomina atención multidisciplinaria y es fundamental para las personas que tienen cáncer de riñón. Tanto usted como su médico principal deben sentirse cómodos con el plan de tratamiento y con la persona que lo está llevando a cabo. El acceso a los ensayos clínicos también es importante. Aunque se han logrado muchos avances en el tratamiento del cáncer de riñón en la última década, las personas todavía necesitan la mayor cantidad de opciones de tratamiento posibles.

Tags: