¿Qué es la rehabilitación del cáncer?

Aprobado por la Junta Editorial de Cancer.Net, 10/2022

El cáncer y su tratamiento a menudo causan problemas físicos, cognitivos y de movilidad. Estos problemas pueden dificultar las actividades cotidianas, la reincorporación al trabajo o la continuación del tratamiento contra el cáncer. Pueden tener un efecto duradero en su salud y en su calidad de vida en general. La rehabilitación del cáncer puede ayudar con estos problemas.

La rehabilitación del cáncer es un programa de asistencia sanitaria de apoyo. Los objetivos de la rehabilitación del cáncer son:

  • Ayudarle a mantenerse lo más activo posible y a participar en roles laborales, familiares y vitales.

  • Reducir los efectos secundarios y síntomas del cáncer y del tratamiento

  • Ayudarle a mantenerse lo más independiente posible

  • Mejorar su calidad de vida

La rehabilitación del cáncer está a cargo de profesionales de la rehabilitación formados con los que puede trabajar durante el tratamiento, la atención de seguimiento o la supervivencia a largo plazo.

¿Cuándo debo recibir rehabilitación para el cáncer?

Hable con su equipo de atención de la salud sobre la rehabilitación del cáncer cada vez que note un cambio que le haga menos activo o haga que las tareas cotidianas sean más difíciles. Pregúntese:

  • ¿Tengo más problemas para desplazarme?

  • ¿Tengo dolor, debilidad u otros síntomas?

  • ¿Tengo problemas para pensar con claridad?

Es importante abordar los cambios que observe lo antes posible, para que no empeoren. Por ejemplo, un poco de rigidez en las articulaciones que le impide estirar los brazos por encima de la cabeza puede hacer que utilice menos los brazos. Como resultado, su brazo puede debilitarse y volverse más rígido con el tiempo.

También puede preguntar a su equipo de atención de la salud acerca de visitar a un profesional de rehabilitación del cáncer antes de que comience el tratamiento contra el cáncer. El profesional de rehabilitación puede medir su fuerza, movilidad y actividades antes de que comiencen los problemas. Es posible que le recomienden cambios para ayudarle a prepararse física y mentalmente para el tratamiento contra el cáncer, lo que se denomina prehabilitación (en inglés). De este modo, se le puede controlar durante el tratamiento y después para detectar problemas antes de que se agraven. Este enfoque puede aumentar su calidad de vida y puede reducir los síntomas y problemas que pueden afectar a su vida.

¿Qué problemas físicos pueden ayudar la rehabilitación del cáncer?

El cáncer y su tratamiento pueden causar muchos tipos diferentes de problemas físicos. La rehabilitación del cáncer puede ayudar con muchos de ellos, incluidos:

Obtenga más información sobre los efectos secundarios físicos del cáncer y su tratamiento.

¿En qué problemas de movilidad puede ayudar la rehabilitación del cáncer?

Los problemas de movilidad afectan a cómo se mueve una persona. La rehabilitación del cáncer puede ayudar si tiene dificultades para:

  • Levantarse del suelo

  • Levantarse de una silla

  • Subir escaleras

  • Caminar

  • Vestirse

  • Ducharse

Obtenga más información sobre cómo mantenerse seguro y activo durante el tratamiento contra el cáncer.

¿En qué problemas cognitivos puede ayudar la rehabilitación del cáncer?

Los problemas cognitivos están relacionados con las capacidades mentales de una persona. Hable con su médico sobre la rehabilitación del cáncer si tiene:

  • Dificultad para realizar varias tareas a la vez

  • Dificultad para pensar con claridad o niebla mental

  • Problemas de memoria

Obtenga más información sobre los problemas de atención, pensamiento y memoria que pueden experimentar las personas con un diagnóstico de cáncer.

¿Qué especialistas pueden proporcionar servicios de rehabilitación para el cáncer?

Los especialistas descritos a continuación son ejemplos de los diferentes tipos de profesionales de la rehabilitación que pueden formar parte de su equipo de atención del cáncer. Dependiendo de sus necesidades, puede visitar a 1 o más de estos especialistas durante el tratamiento y la recuperación del cáncer. Obtenga más información sobre lo que puede esperar durante las citas con estos profesionales y sobre cómo prepararse.

Fisioterapeuta. Los fisioterapeutas se especializan en ayudar a las personas a mejorar o restaurar la movilidad. También pueden ayudar a reducir o eliminar el dolor. Los fisioterapeutas oncológicos trabajan específicamente con personas a las que se les ha diagnosticado cáncer.

Terapeuta ocupacional. Los terapeutas ocupacionales (en inglés) ayudan a maximizar la función, la comodidad y la seguridad de los pacientes durante las situaciones de la vida diaria. Esto puede incluir la gestión de tareas diarias, como bañarse y vestirse. Los terapeutas ocupacionales también enseñan maneras para reducir el esfuerzo que se necesita para realizar algunas tareas. Esto ayuda a las personas a controlar la fatiga y otras limitaciones.

Patólogo del habla. Los patólogos del habla o logopedas, se especializan en trastornos de la comunicación y la deglución. Pueden ayudar a las personas a mantener su capacidad para tragar y comer si el tratamiento contra el cáncer ha afectado a esas funciones, como durante el tratamiento de los cánceres de cabeza y cuello. Este especialista también puede ayudar a las personas con problemas cognitivos a mejorar su memoria y su capacidad de organización.

Fisiatra. Los fisiatras también se denominan especialistas en medicina física y rehabilitación. Se especializan en la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de trastornos nerviosos, musculares y óseos que pueden cambiar la forma en que las personas se mueven y funcionan. Estos especialistas a menudo trabajan con personas en el tratamiento del dolor.

Terapeuta especialista en linfedema. El linfedema es la acumulación anormal de líquido en los tejidos blandos que puede producirse en diferentes partes del cuerpo durante o después del tratamiento. Los terapeutas del linfedema evalúan y tratan el linfedema centrándose en reducir la hinchazón y controlar el dolor. Suelen utilizar técnicas como masajes especializados, métodos de vendaje, prendas de compresión y ejercicios.

Psicólogos cognitivos. Los psicólogos cognitivos, también llamados neuropsicólogos, son expertos en comprender cómo se relaciona el comportamiento con la función cerebral. A menudo ayudan a controlar el “quimiocerebro”, una palabra utilizada para describir los problemas cognitivos a los que se enfrentan con frecuencia las personas con cáncer durante y después del tratamiento contra el cáncer.

Consejero vocacional. Los asesores vocacionales apoyan a las personas que regresan al trabajo durante o después del tratamiento contra el cáncer. Pueden ayudar a una persona a aprender a realizar tareas diarias relacionadas con el trabajo con mayor facilidad. Obtenga más información sobre cómo volver a trabajar después del cáncer y trabajar cuando tiene cáncer (en inglés).

Terapeuta recreativo. Los terapeutas recreativos ayudan a mantener el bienestar físico, mental y emocional de una persona al ayudar a reducir el estrés, la ansiedad y la depresión. También ayudan a desarrollar la confianza de una persona y a fortalecer sus habilidades personales. La terapia recreativa proporciona servicios de tratamiento de muchas formas diferentes, incluidos a través del arte, el ejercicio, los juegos, la danza y la música.

Dietista registrado. Un dietista registrado, o un nutricionista dietista registrado, es un especialista en alimentos y nutrición. Los dietistas oncológicos (en inglés) ayudan a las personas a comprender las directrices nutricionales para tipos específicos de cáncer y la nutrición de apoyo durante el tratamiento. También ayudan a las personas a comer bien y a adoptar patrones de alimentación saludables. Obtenga más información acerca de las recomendaciones sobre nutrición durante el tratamiento contra el cáncer y después de este.

Fisiólogos del ejercicio. Los fisiólogos del ejercicio analizan la forma física de una persona para ayudarle a mejorar su funcionamiento. Mediante pruebas de estrés y otras herramientas, evalúan la función cardiovascular y el metabolismo. También pueden diseñar planes de ejercicio físico que respondan a las necesidades de las personas durante y después del tratamiento contra el cáncer. Obtenga más información sobre los ejercicios después del tratamiento del cáncer y durante este.

Preguntas para hacerle al equipo de atención médica

Considere la posibilidad de formular a su equipo de atención médica las siguientes preguntas sobre la rehabilitación del cáncer:

  • ¿Hay formas en las que pueda prepararme física y mentalmente para el tratamiento del cáncer?

  • ¿Es probable que necesite fisioterapia, terapia del habla, asesoramiento nutricional u otro tipo de rehabilitación durante o después del tratamiento contra el cáncer?

  • ¿Qué tipo de rehabilitación del cáncer me recomendaría?

  • ¿Cómo me puede ayudar esta rehabilitación?

  • ¿Puede recomendarme un especialista en rehabilitación del cáncer que pueda ayudarme con el efecto secundario específico que estoy experimentando?

  • ¿Qué puedo hacer en casa para mantenerme lo más seguro e independiente posible?

Recursos relacionados

Qué esperar de la rehabilitación del cáncer

3 consejos para la etapa de transición después del tratamiento contra el cáncer (en inglés)

Efectos secundarios a largo plazo del tratamiento contra el cáncer

Ponerse en forma para el tratamiento del cáncer: Por qué es importante (en inglés)