Cáncer de vejiga: Factores de riesgo

Aprobado por la Junta Editorial de Cancer.Net, 10/2017

EN ESTA PÁGINA: encontrará más información sobre los factores que aumentan la probabilidad de desarrollar este tipo de cáncer. Use el menú para ver otras páginas.

Un factor de riesgo es todo aquello que aumenta la probabilidad de que una persona desarrolle cáncer. Si bien los factores de riesgo con frecuencia influyen en el desarrollo del cáncer, la mayoría no provoca cáncer de forma directa. Algunas personas con varios factores de riesgo nunca desarrollan cáncer, mientras que otras personas sin factores de riesgo conocidos desarrollan cáncer. Conocer los factores de riesgo y hablar con el médico al respecto puede ayudarlo a tomar decisiones más informadas sobre las opciones de estilo de vida y de atención médica.

Los siguientes factores pueden elevar el riesgo que tiene una persona de desarrollar cáncer de vejiga:

  • Consumo de tabaco. El factor de riesgo más frecuente es el cigarrillo, aunque los cigarros y las pipas también pueden aumentar el riesgo de desarrollar cáncer de vejiga. Los fumadores son de 4 a 7 veces más propensos a desarrollar cáncer de vejiga que los no fumadores. Obtenga más información sobre la relación entre el tabaco y el cáncer, y sobre cómo dejar de fumar.

  • Edad. Las probabilidades de que se le diagnostique cáncer de vejiga aumentan con la edad. Más del 70 % de las personas con cáncer de vejiga son mayores de 65 años.

  • Sexo. Los hombres son de 3 a 4 veces más propensos a desarrollar cáncer de vejiga que las mujeres, pero las mujeres son más propensas a morir de cáncer de vejiga que los hombres.

  • Raza. Las personas blancas tienen más del doble de probabilidades de recibir a un diagnóstico de cáncer de vejiga que las personas negras, pero las personas negras tienen el doble de probabilidades de morir de la enfermedad.

  • Sustancias químicas. Las sustancias químicas usadas en las industrias textil, del caucho, del cuero, gráfica, de colorantes y pinturas, algunas sustancias químicas de origen natural y sustancias químicas denominadas aminas aromáticas pueden aumentar el riesgo de cáncer de vejiga.

  • Problemas de vejiga crónicos. Los cálculos en la vejiga y las infecciones pueden aumentar el riesgo de cáncer de vejiga. El cáncer de vejiga puede ser más frecuente en personas paralíticas de la cintura para abajo y que requieren usar catéteres urinarios, y que han tenido muchas infecciones urinarias.

  • Uso de ciclofosfamida (Cytoxan, Clafen, Neosar). Las personas que han recibido quimioterapia con ciclofosfamida tienen un riesgo mayor de desarrollar cáncer de vejiga.

  • Uso de pioglitazona (Actos). En 2011, la Administración de Alimentos y Medicamentos (Food and Drug Administration, FDA) de EE. UU. advirtió que las personas que habían recibido el fármaco contra la diabetes, pioglitazona, durante más de 1 año podían tener un riesgo mayor de desarrollar cáncer de vejiga. Sin embargo, estudios publicados han mostrado resultados contradictorios.

  • Antecedentes personales. Las personas que ya han tenido alguna vez cáncer de vejiga tienen más probabilidades de desarrollar nuevamente cáncer de vejiga.

  • Esquistosomiasis. Las personas que tienen algunas formas de esta enfermedad parasitaria, que se encuentra en zonas de África, América del Sur, el sudeste de Asia y Medio Oriente, tienen más probabilidades de desarrollar cáncer de vejiga de células escamosas.

  • Síndrome de Lynch. Las personas con una afección hereditaria denominada Síndrome de Lynch (en inglés), antiguamente conocida como cáncer colorrectal hereditario no polipósico (hereditary nonpolyposis colorectal cancer, HNPCC), pueden tener un riesgo mayor de desarrollar cáncer de vejiga.

  • Exposición al arsénico. El arsénico es una sustancia de origen natural que puede provocar problemas de salud si se consume en grandes cantidades. Cuando se encuentra en el agua potable, se lo ha asociado con un riesgo mayor de cáncer de vejiga. La posibilidad de estar expuesto al arsénico depende del lugar en el que usted vive y de si obtiene el agua de un pozo o de un sistema que cumple con los estándares para niveles aceptables de arsénico.

La siguiente sección de esta guía es Síntomas y signos. Explica los cambios en el cuerpo o los problemas médicos que puede provocar esta enfermedad. Puede usar el menú para elegir una sección diferente para leer en esta guía.