Sarcoma de tejido blando: Factores de riesgo

Approved by the Cancer.Net Editorial Board, 05/2016

EN ESTA PÁGINA: Encontrará más información sobre los factores que aumentan la probabilidad de desarrollar este tipo de cáncer. Para ver otras páginas, use el menú.

Un factor de riesgo es todo aquello que aumenta la probabilidad de que una persona desarrolle cáncer. Si bien los factores de riesgo con frecuencia influyen en el desarrollo del cáncer, la mayoría no provoca cáncer de forma directa. Algunas personas con varios factores de riesgo nunca desarrollan cáncer, mientras que otras personas sin factores de riesgo conocidos sí lo hacen. Sin embargo, conocer los factores de riesgo y hablar con el médico al respecto puede ayudarle a tomar decisiones más informadas sobre las opciones del estilo de vida y la atención médica.

En la mayoría de los sarcomas, no se conocen las causas. Los siguientes factores pueden aumentar el riesgo que tiene una persona de desarrollar sarcoma:

  • Radioterapia previa. Las personas que recibieron radioterapia por tipos de cáncer anteriores tienen un riesgo levemente mayor de desarrollar sarcoma más adelante.

  • Genética. Las personas con ciertas enfermedades hereditarias tienen un riesgo mayor de sufrir sarcoma. Estas enfermedades incluyen neurofibromatosis tipo 1 (en inglés), también llamada enfermedad de Von Recklinghausen; síndrome de Gardner (en inglés); síndrome de Werner (en inglés); esclerosis tuberosa (en inglés); síndrome del carcinoma basocelular nevoide (en inglés); síndrome de Li-Fraumeni (en inglés) y retinoblastoma (en inglés).

  • Anomalías del sistema inmunitario. Las personas con problemas en el sistema inmunitario tienen un riesgo mayor de sufrir varios tipos de cáncer. En ocasiones, los sarcomas pueden presentarse en personas con un sistema inmunitario anormal, ya sea por infecciones, como el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH); tipos de cáncer, como la leucemia linfocítica crónica; o afecciones autoinmunitarias, como el lupus o la psoriasis. 

  • Linfedema. Las personas que se sometieron a una cirugía por otros motivos pueden tener hinchazón en un brazo o una pierna como efecto secundario de la cirugía. Esto se llama linfedema. Por ejemplo, el linfedema es común después de una cirugía de mama, cuando los ganglios linfáticos se extirpan del área de las axilas. También se puede nacer con linfedema. En ocasiones, los sarcomas, como el angiosarcoma, se forman en las áreas donde se había desarrollado el linfedema.

  • Sustancias químicas. La exposición en el lugar de trabajo al cloruro de vinilo monómero, sustancia que se usa en la fabricación de algunos tipos de plástico, al agente naranja o a la dioxina puede aumentar el riesgo de sarcoma. Sin embargo, no se conoce que la mayoría de los sarcomas estén asociados a riesgos ambientales determinados.

La siguiente sección de esta guía es Síntomas y signos. Explica los cambios en el cuerpo o los problemas médicos que puede provocar esta enfermedad. O bien use el menú para elegir otra sección, a fin de continuar leyendo esta guía.